Nostoc Biotech

La transformación sostenible de la agricultura tradicional. Una de las enfermedades que, con mayor frecuencia, padece la madera de la vid es la yesca. En concreto, se trata de un problema de índole parasitario que es ocasionado por unos hongos que penetran en su madera y la secan. Su propagación por todos los rincones de Europa ha sido muy rápida debido, fundamentalmente, a la prohibición, por parte de la Unión Europea, del arsenito sódico, un producto que controlaba muy bien esta plaga pero que era muy perjudicial para la salud de los humanos.

Nuevas soluciones para las enfermedades de propias de los cultivos. A partir de ese momento empezó el trabajo para conseguir un producto similar al arsenito sódico que cumpliese con la legislación comunitaria. Sin embargo, los resultados no fueron buenos durante muchos años. Todo cambió con la aparición de una compañía española que, a pesar de no tener aún una amplia implantación en el sector agrícola, está abriéndose paso rápidamente gracias a su innovadora propuesta.

Nostoc Biotech es una compañía que, tal y como relata su fundador, Enrique Cat, tiene como propósito transformar la agricultura tradicional y hacerla más eficiente y sostenible en términos ecológicos. Es por ello que ha invertido mucho esfuerzo y dedicación, así como todo el dinero recaudado en una excelente campaña de crowdfounding, en elaborar un producto fitosanitario a partir de humus de lombriz.

Capacidad curativa y preventiva en España, antes de la aparición de Nostoc, ya existían muchas empresas dedicadas a la elaboración de fertilizantes protectores de origen natural. Sin embargo, el problema del que adolecían era que solo resultaban efectivos desde una perspectiva preventiva, no curativa. Es decir, aquellos que ya tenían el problema de padecer, por ejemplo, una plaga de araña roja, no encontraban ninguna utilidad en ellos. Sin embargo, el humus de lombriz es efectivo también en este sentido.

El humus de lombriz es natural y efectivo Cuando se vierte abono natural sobre un terreno y este es devorado por las lombrices de tierra presentes en él, estas empiezan a crear un subproducto con unas cualidades impresionantes, el cual es denominado como humus y que es el que utilizan los profesionales de Nostoc para crear su producto. Este humus líquido se ha revelado especialmente efectivo a la hora de combatir a los nematodos, unos gusanos de tamaño microscópico que hacen estragos en los cultivos de poca rotación como, por ejemplo, los de acelgas, tomates y pepinos tan habituales en los invernaderos repartidos por toda la geografía española.

En concreto, al echar este producto sobre la tierra, esta reestablece sus propiedades antibióticas naturales, por lo que, en muy poco tiempo, dichos nematodos no disponen de lo que necesitan para vivir y, además, ven como sus enemigos naturales vuelven a hacer acto de presencia. En definitiva, tardan muy poco en desaparecer por completo.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *